martes, 15 de enero de 2013

LOS TRES PILARES DE LA EXPOSICIÓN FOTOGRÁFICA: ABERTURA, VELOCIDAD E ISO

ABERTURA, VELOCIDAD E ISO

Existen tres elementos fundamentales que intervienen a la hora de manejar la exposición de una fotografía: la abertura del diafragma, la velocidad de obturación y la sensibilidad ISO.

La luz es la materia prima necesaria para poder realizar una fotografía. La exposición de una fotografía es la cantidad de luz que recibe el material fotosensible y que permite que se forme la imagen fotográfica. Si la exposición es excesiva (si entró mucha luz en el sensor) la fotografía estará sobreexpuesta y perderá detalle en las zonas muy luminosas. También puede ocurrir lo contrario, es decir, si la exposición es insuficiente (que no entre mucha luz en el sensor)  la fotografía estará subexpuesta y perderá detalle en las zonas muy oscuras.


Subexpuesta

Sobreexpuesta



EL DIAFRAGMA

El diafragma está situado en el objetivo de la cámara, entre sus lentes. El diafragma funciona como el iris del ojo humano, consta de unas laminillas que se abren o se cierran para dejar pasar más o menos luz al sensor.



La abertura del diafragma la controlamos asignando un número "f", éste determina la cantidad de luz que entra según el diámetro de abertura del diafragma y la focal utilizada. Es fácil liarse con los números "f" y la apertura, la forma más fácil de recordarlo es que el menor número f es la mayor apertura y el mayor número f es la menor apertura. Como podéis ver son conceptos inversos.



El diafragma no sólo afecta a la cantidad de luz, sino que también afecta a la profundidad de campo, cuanto más cerrado sea mayor profundidad de campo tendrá la fotografía.
La profundidad de campo es el término empleado para indicar el rango de distancia en profundidad que se verá nítido en la foto.

En la escala de diafragmas enteros ( f/1  f/1.4  f/2  f/2.8  f/4  f/5.6  f/8  f/11  f/16  f/22) cada paso que damos de izquierda a derecha se traduce en la mitad de luz que la posición anterior, si la recorremos al contrario, es decir, desde f/22 hasta f/1 cada paso implica el doble de luz que el anterior. Estos saltos en escalones enteros es lo que llamamos pasos o puntos de luz.

En nuestras cámaras podemos seleccionar posiciones intermedias, esto es porque porque las cámaras actuales nos permiten seleccionar medios pasos o tercios de pasos ( la más recomendable) y de esta forma tenemos un mayor control y elasticidad sobre la exposición.

EL OBTURADOR

El obturador está situado en el cuerpo de la cámara justo delante del sensor. El obturador son dos cortinillas que se abren y se cierran, y al igual que el diafragma determina la cantidad de luz que llega al sensor, pero en lugar de abrirse en mayor o menos medida, lo hace durante más o menos tiempo.

 



El obturador ayuda a congelar la acción o a crear efectos de movimiento y se controla mediante la velocidad de obturación de la cámara.

... 8"  4"  2"  1"  1/2 (o,5")  1/4  1/8  1/15  1/30  1/60  1/125  1/250  1/500... Cada vez que disminuimos a la mitad el tiempo de obturación, estamos dejando pasar la mitad de luz y cada vez que aumentamos este tiempo al doble estamos dejando pasar el doble de luz (mientras más tiempo este abierto más luz pasa, como es evidente). Al igual que ocurre con el diafragma estos saltos en posiciones enteras es lo que llamamos pasos o puntos de luz.

Probablemente nuestras cámaras nos permitan seleccionar tiempos de obturación intermedios.

EL ISO

El valor ISO determina la sensibilidad a la luz del sensor. En las cámaras digitales esta sensibilidad se puede cambiar en cada foto variando el valor ISO.

A mayor sensibilidad, menor tiempo de exposición será necesario para realizar una fotografía o más se podrá cerrar el diafragma. Aumentar la sensibilidad ayuda a disparar a velocidades más rápidas en condiciones de luz más bajas, pero también añade ruido a la fotografía, por lo tanto disminuye la calidad de la imagen, pero este efecto secundario puede emplearse de manera creativa.

Al contrario que el diafragma o el tiempo de obturación, el valor ISO no modifica la cantidad de luz que llega a nuestro sensor pero sí varía la exposición de la fotografía.

...100  200  400  800  1600  3200  6400...Cada vez que nos movemos con pasos enteros obtenemos la mitad o el doble de exposición a la luz que en la anterior posición, estos movimientos son los que llamamos pasos o puntos de luz.

Muchas cámaras nos permiten seleccionar valores ISO intermedios.



Es posible obtener la misma exposición con diferentes combinaciones de estas tres variable; la elección de una de ellas estará determinada por el efecto que queramos conseguir.

Recuerda que la abertura del diafragma afecta a la profundidad de campo, la velocidad de obturación afecta a la forma en que se registra el movimiento y el ISO nos permite mejorar la sensibilidad del sensor a cambio de ruido en la imagen.


Sensación de movimiento


Acción congelada

Diferentes velocidades de obturación


Diferentes aberturas de diafragma

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario